Entendemos a la progresión como el proceso de adaptación continuo a las condiciones ambientales que surge de la necesidad vital de adaptarse (Jung, 2014). La forma más simple de ver a la progresión es a través de aquél dicho “La necesidad es la madre de la invención”, esta es una cualidad innata en nuestra especie y sirve al principio de la individuación al suprimir las condiciones adversas.
En todo caso, se considerarán afectados por una discapacidad en grado igual o superior al 33%  los pensionistas de la Seguridad Social que tengan reconocida una pensión de incapacidad permanente en el grado de total, absoluta o gran invalidez, y a los pensionistas de clases pasivas que tengan reconocida una pensión de jubilación o de retiro por incapacidad permanente para el servicio o inutilidad.
×