By around 1550, the Dutch "printing press and propaganda turned to the service of political reform, with The Inquisition as a major focus, on…a wide scale and with…devastating effects".[50][a] Even though the Dutch organized their own state-run inquisitions, it was feared that King Philip II would implement a new "Spanish Inquisition" in the Netherlands to eliminate Protestantism. Popular literature, circulating pamphlets, and other images painted the picture of a widespread, awful "Spanish Inquisition." A decree of the Spanish Inquisition signed by the King of Spain in 1568 declared most Dutch lives and property forfeit. The decree was not determined to be a forgery until the 20th century.[52] Such anti-inquisition propaganda motivated all citizens. Eventually, "The Inquisition" became viewed as the primary instrument of Catholic tyranny, not only of Protestants, but also of freedom of thought and religion in general. However, exporting the Inquisition to the Netherlands was never in the plans of the Spanish Habsburg rulers, at least after the time of Charles V.[citation needed] The Dutch Inquisition was killing heretics much faster than the Spanish Inquisition.[53]
¿Ha vivido usted una experiencia similar, en la que se ha visto sorprendido por su propia fortaleza interior a la hora de afrontar un revés de la vida? Estoy seguro que sí, al fin y al cabo todos somos héroes de nuestra propia historia. Le invito a compartir su experiencia dejando su comentario un poco más abajo. Con ello seguro que ayudará a muchas personas que en este momento están atravesando momentos difíciles.
En este estudio se hace una revisión bibliográfica de las principales lesiones y secuelas psíquicas generadas en las víctimas de accidentes de tráfico, así como su mayor o menor prevalencia. Se valora el establecimiento del nexo causal que incluye algunas concausas anteriores, concomitantes y subsiguientes al accidente. Asimismo se analizan los principales factores de vulnerabilidad en el proceso de victimización a nivel biológico, psicológico, psicopatológico y psicosocial. Por último, se hace una valoración pericial de las secuelas psíquicas en las víctimas de accidentes de tráfico en función del nuevo baremo español de 2015. Se señalan en concreto las novedades aportadas por este baremo respecto al anteriormente vigente y se indican, en opinión de los autores, sus principales insuficiencias. Se establecen nuevas líneas de desarrollo para la investigación futura.
El reconocimiento y valoración de la discapacidad es realizado por el Equipo de Valoración y Orientación (EVO), que es un equipo multiprofesional integrado por: un médico que valora la discapacidad física y sensorial, un psicólogo que valora la discapacidad psíquica y un trabajador social que valora los factores sociales; si es preciso, intervienen el técnico en orientación laboral y/o el pedagogo.
×