Also cited as one of the most famous documents supporting the myth of "The Inquisition" is the Apologie[60] of William of Orange, published in 1581.[61] Written by the French Huguenot Pierre Loyseleur de Villiers, the Apologie presented a horrifying narrative of the Spanish Inquisition. This document preserved and reinforced all of the anti-"Inquisition" propaganda generated at the beginning and throughout the Dutch revolt.[61]
De todas maneras me siento bendecida por la oportunidad de estar viva en estos momentos y poder disfrutar de mi pequeño hijo y mi esposo. Animo a todas las mujeres que estamos pasando por esto, todo saldrá muy bien, lo superaremos. Estoy segura. Fuerza. Un abrazo para todas, qué bueno poder desahogarme con mujeres que estamos pasando por lo mismo. Gracias.

Todos nosotros poseemos estas funciones. Diríamos que simplemente la usamos en diferentes proporciones. Cada uno de nosotros tiene una función superior que preferimos y que está más desarrollada.; otra secundaria, de la cual somos conscientes de su existencia y la usamos solo para apoyar a la primera. También tenemos una terciaria, la cual está muy poco desarrollada y no es muy consciente para nosotros y finalmente una inferior, la cual está muy pobremente desarrollada y es tan inconsciente que podríamos negar su existencia en nosotros.
Ella se puso en camino, pero cuando el barco estuvo frente a la costa china, un tifón lo hizo naufragar y, una vez más, se vio arrojada a la playa de un país desconocido. Otra vez lloró amargamente, porque sentía que en su vida nada sucedía de acuerdo con sus expectativas. Siempre que las cosas parecían andar bien, algo ocurría, destruyendo todas sus esperanzas.
Las cookies de este sitio se usan para personalizar el contenido y los anuncios, para ofrecer funciones de medios sociales y para analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de medios sociales, de publicidad y de análisis web. Si continúa navegando, acepta el uso que hacemos de las cookies.
Mi pregunta para otras mujeres que han pasado por esto, es cuándo desaparece completamente el dolor, todos los días tengo un dolor en mi vientre, como una presión como un deseo de orinar, es una fuerte presión que realmente me molesta, es muy incómodo. Tengo mucho miedo que esa molestia nunca desaparezca y que tenga que aprender a vivir con ella. Si alguien ha vivido esta experiencia, por favor respondan, estoy desesperada. Gracias.
The protests raised by Martin Luther that began in 1517 did not initially receive much attention from the papacy.[32] Luther and his supporters concreted the principles of the Protestant Reformation during the 1520s, sparking the development of many reform movements in various regions of Italy. By the time of the pontificate of Paul III, the Reform movement had swept much of Europe away from the Catholic Church. In response, Paul III issued the Licet ab initio, establishing inquisitions in Rome in 1542.[33] These inquisitions consisted of six cardinals given the authority to investigate heresy and to appoint deputies when they deemed necessary.

Hola, tengo 44 años. Me hicieron una histerectomía parcial, sólo me quitaron el útero. Me siento muy feliz, mi calidad de vida mejoró muchísimo, ya no me duele la cabeza, no me duele absolutamente nada. Tengo una niña de 14 años. No tengo trauma, mi vida sexual mejoró, pues no tengo que cuidarme para quedar embarazada. Yo pienso que lo más importante es la actitud… Yo, de verdad, me siento muy bien.
Sandra Herrera, tengo 47 años y 2 meses operada, me hicieron una histerectomía total. Presentaba miomas, ovarios folicular, me sacaron todo y al mes de operada comenzaron los calorones horribles. No se si por mi edad hice bien en operarme ya que los médicos decían que era mejor sacar todo ya que duraba muchos días con el período y mucho dolor en el vientre. Mi útero estaba deformado y vivía con mucho peso en mi vagina. Tengo entendido que durante un buen tiempo no puedo hacer mis quehaceres pero mi recuperación ha sido favorable. Lo único malo es eso los calorones. Es muy desagradable….

En los años setenta, Uri Geller fue invitado al programa The Tonight Show, en Estados Unidos, y Randi consiguió que el equipo del mentalista no tuviera acceso a los materiales que le serían proporcionados para su espectáculo, impidiendo así que se utilizaran utensilios previamente manipulados. Durante la emisión, Geller, que no tenía idea de la trampa que le habían tendido, declaró sentir demasiada presión por parte del conductor y no realizó ninguna demostración.
Pidió sogas, pero no las había. De modo que, recordando sus tiempos de hilandera, recogió lino y fabricó las cuerdas. Luego pidió una tela fuerte, pero los chinos no tenían la clase de tela que ella necesitaba. Entonces, utilizando su experiencia con los tejedores de Alejandría, fabricó una tela resistente para hacer tiendas. Luego vio que necesitaba los palos para la tienda, pero no existían en el país. Entonces, Fátima, recordando cómo había sido enseñada por el fabricante de mástiles en Estambul, hábilmente hizo unos sólidos palos. Cuando estos estuvieron listos, se devanó los sesos tratando de recordar todas las tiendas que había visto en sus viajes; y he aquí que una tienda fue construida.
Por ejemplo, la necesidad de nutrientes de las células deviene en una experiencia pulsional psicológica que sería el hambre. El hambre, como pulsión, ya no se gobierna por los parámetros de origen (biológicos), no comemos simplemente lo que las células dictan, elegimos lo que comemos en virtud de mecanismos psicológicos y sociales (distintos modos que pueden emplear las pulsiones para satisfacerse). Podemos elegir entre cientos de objetos-comida para el mismo fin de calmar/suprimir la tensión. Pero la pulsión nunca queda definitivamente satisfecha.

Por mi parte decirle que, aunque en la operación de histerectomía le mantuvieran los ovarios, al haber extirpado el útero no podrá desarrollarse con éxito un embarazo. En la literatura se describen algunos casos de embarazos ectópicos (esto significa fuera del útero) tardíos post histerectomía, en mujeres a las que les mantuvieron los ovarios. Pero un embarazo ectópico no significa que vaya a nacer un bebé, sino que estos casos precisan atención médica pues no pueden llegar a término al no existir un útero que albergue el crecimiento fetal.
Si se medita un poco sobre el tema, veremos que somos seres Visuales, es decir, pensamos en imágenes principalmente. Usamos palabras, pero cuando nombramos por ejemplo, una silla, nos viene a la mente la imagen, y no solo el nombre. Por tanto, al imaginar, estamos traduciendo al lenguaje más básico, al código original del cerebro y la mente, lo que deseamos realizar.

Sí ha habido en cambio un esfuerzo consciente por armonizar los criterios del DSM-5 con los de la Clasificación Internacional de Enfermedades de la Organización Mundial de la Salud (CIE-10, capítulo V, dedicado a los trastornos mentales y del comportamiento). Se han simplificado algunos diagnósticos y problemas, se han aplazado otros y se han complicado varios. Una de las críticas frecuentes a este manual es que los casi 400 trastornos que clasifica, junto con unos umbrales exagerados, no hacen más que aumentar el número de personas potencialmente taradas con el riesgo de medicalización excesiva que eso implica, algo que estaría ocurriendo de modo preocupante con los niños hiperactivos o con la alegría con que se recetan antidepresivos o ansiolíticos ante la marea de personas afectadas por la actual crisis socio-económica. La inclusión de situaciones vitales difíciles -afortunadamente el duelo se ha excluido- bajo la rúbrica de enfermedad mental es una de las tentaciones habituales de estos compendios, acusados a veces de dejarse presionar por las compañías farmacéuticas o de enredarse en una interminable taxonomía de la variedad humana.

×