Me llamo Jose y siempre he hecho mucho deporte. Corro desde hace ya más de 15 años un maratón al año y varias carreras más cortas. Este próximo 18 de marzo hará 3 años que me implantaron un marcapasos porque mi corazón se paraba varias veces al día. Después de todo un duro proceso de aceptación que por supuesto no fue nada fácil, puedo decir que gracias a él puedo seguir haciendo mi vida normal, y haciendo una de las cosas que más me gusta en la vida que es hacer deporte. Así que desde entonces, e insisto, gracias a él puedo seguir corriendo mis maratones por Europa como lo estaba haciendo hasta entonces. En fin… que se prepare en maratón de Estocolmo que en junio voy a por él.
A los 35. Fue la peor noticia que recibí en plena operación…. ya que sólo me iban a sacar un mioma pero me hicieron una histerectomía total. Nadie sabe cuánto dolor causó en mi vida. Todavía estoy con psicóloga, porque nadie te advierte que una operación puede cambiarte tu vida por completo. Aunque te digan que el mioma era muy grande, que tu útero estaba aplastado y que tenías quistes; nadie tiene derecho a no informarte o que no te saquen nada, que te suturen o que te hablen, no que te lo hagan callados como si la persona, aunque no pueda hablar por el oxigeno, no estuviera escuchando la cirugía! Ya nada puedo hacer. Es lo peor que tengo que afrontar!!!
Hola, soy Mariflor tengo 41 años y mi medico me dijo que debo practicarme una histerectomia porque presento fibromatosis (tengo varios) y el endometrio tres veces su tamaño, tengo constantemente dolores abdominales, sangrado abundante, mi hemoglobina la tengo en 12,7, es bastante desagradable estar así con estos malestares. Padezco de hipertensión, pero estoy medicada para ello. Soy casada con dos niños hermosos. Realmente no le temo a la operación, sino a las consecuencias de ella, por favor denme su opinión, experiencia o consejo.. Mil gracias.
Hola desde Colombia un saludo, mi nombre es Monica, tenia 36 años cuando me operaron, tuve una Histerectomia abdominal hace dos años y ocho meses, y aunque fue muy dolorosa la recuperación, en lo general me he sentido bien..Animo a las mujeres que deben operarse, es algo que debe hacerse pero al pasar los días, retomas tu vida de forma normal…ahhhh y soy tan o mas femenina que antes.
En algunos de estos grupos, como la citada Iglesia de Satán, hemos encontrado auténticos “místicos” que en sus arrebatos de apasionado amor por el Diablo protagonizan los mismos fenómenos que muchos contemplantivos cristianos, sufís o hindús. La sacerdotisa satánica Raquel Joana, que se confesaba a EOC como “apasionadamente enamorada de Satán” recibe miles de mensajes psicográficos y ha vivido en su domicilio todo tipo de fenómenos paranormales. ¿Sugiere este caso que tanto el odio como el amor son dos caras de una misma energía? Es posible, sin embargo todas las escuelas esotéricas coinciden en que una ley universal vigente en todas las mágias, llamada “Ley del Espejo” devuelve al emisor triplicados todos los deseos que emana. Por tanto siempre será una mejor inversión utilizar la energía del amor, que la del odio.
Hola mi nombre es Liliana. Tengo 28 años y soy de Colombia. El 19 de diciembre del año 2008 me practicaron una histerectomia subtotal a causa de el descuido en la clínica donde nació mi hijo pues presente hemorragia despues de la cesárea practicada. Es muy doloroso y frustrante ver que muchas mujeres traen a este mundo mas hijos y no poder hacer lo mismo, mas cuando tu chiquito pide otro hermanito.

O foco da teoria da Energia Psíquica é a compreensão da dinâmica da psique (termo utilizado por Jung para definir a personalidade). Diferentemente de Freud, que partia da causa para entender o efeito, Jung adotou uma compreensão finalista acerca da energia psíquica, ou seja, ele partia do efeito (manifesto) para compreender a causa. A partir do efeito, Jung pôde perceber que nem tudo é derivado de uma função sexual, por isso adotou a concepção mais ampla de “energia”.
In 1567 A Discovery and Plaine Declaration of Sundry Subtill Practices of the Holy Inquisition of Spain was published under the pseudonym Reginaldus Gonzalvus Montanus.[54] While authorship is disputed, it was probably written by Antonio del Corro and/or Casiodoro de Reina, both previously Spanish Catholic monks who became Protestants and fled the Inquisition. The former was a theologian, close relative of an inquisitor and ferocious enemy of the Spanish Inquisition in its campaign to destroy Protestantism. The latter was a student of the Bible from childhood, later translating the Bible into Spanish. Montanus' text was "brief, intelligently designed, and written in a lively and engaging style."[54] It was simultaneously accurate about Inquisitional practices (perhaps published for the first time) and misleading. "Taking some of the most extreme of Inquisitional practices as the norm, Montanus portray[ed] every victim of the Inquisition as innocent, every Inquisition official as venal and deceitful, [and] every step in its procedure as a violation of natural and rational law".[55] The text included 12 case histories of Lutheran martyrs of the Inquisition which were widely read into the early 19th century. The document, along with a number of successive publications, was reprinted and translated throughout Europe and became the definitive source on The Inquisition for many years; "histories" about The Inquisition written after 1567 relied on Montanus as their main source. The Spanish Inquisition, regarding its procedures as secret, never disputed Montanus. In a public relations war of the press the Spanish Inquisition forfeited.[56]
Me he quedado sola por no participar a favor de ningún progenitor, pero volvería hacerlo otra vez. Estoy sola pero con la conciencia tranquila. Me siento interiormente honesta y justa conmigo y con mis padres. Sé que hice lo correcto ya que no había malos tratos, ni nada que fuera denunciable o ilegal entre ellos, y por eso no pude tomar partido por ninguno de los dos.
Increasing trends in regionalism, the criticism of ecclesiastic abuses, the Avignon Papacy, and the Great Schism all contributed to the emergence of new religious dissent and unrest in 14th and 15th century Italy. Furthermore, widespread ecclesiastical and clerical reform advanced through the last decades of the 15th century, and by the second decade of the 16th century, reform movements prevailed in many parts of Europe.[31]
El 33 por 100 de discapacidad da derecho al reconocimiento de la condición de persona con discapacidad tiene en cuenta tanto los factores discapacitantes –provengan de una disminución física, psíquica o sensorial-, como los factores sociales, entendiendo por tales, entre otros, la edad, entorno familiar, situación laboral y profesional, niveles educativos y culturales, así como el entorno habitual de la persona con discapacidad.
×