Hola, no sé si depende de cada persona, pero a mí me practicaron histerectomía abdominal. Obviamente, me sentí mal los seis primeros meses, pero lo demás vivo normal. Ya voy año y ocho meses de la cirugía y siento igual. No me dan calores, que al principio sí. Bueno, estoy bien. Trabajo, me siento bien, no he perdido sensibilidad. Por eso digo, no sé de qué depende. Será por que siempre hice buen ejercicio, no sé, pero estoy bien. Gracias a Dios con buena salud. Olvidaba, tengo 49 años. Mi nombre es Teresa.
Si padece alguna dolencia que le impida trabajar o bien le han denegado la pensión de incapacidad permanente, no dude en informarse de sus derechos. Valoraremos gratuitamente la viabilidad de su caso. Tramitamos, respaldamos y defendemos la solicitud y la reclamación judicial de su pensión de incapacidad permanente desde nuestros valores: la calidez humana, la calidad del servicio y el trato personalizado.

Respecto de su conceptualización de la energía psíquica creía que ésta era tanto o más indestructible que la energía física. Postulaba que toda energía invertida en una función psíquica provocará su disminución paulatina en favor del incremento de su disponibilidad para cualquier otra función. Toda desaparición energética en un sistema psíquico conllevaría por tanto su reaparición en algún otro. Esta afirmación es muy semejante a los postulados energéticos freudianos, como queda patente en la teoría de la sublimación donde la sexualidad es redirigida hacia la creatividad artística.
Es fundamental mejorar el estreñimiento en esta etapa postoperatoria. Le aconsejamos que acuda a su médico para que le ayude a mejorar el tránsito intestinal y evitar esfuerzos al defecar. Vigile su alimentación, hidrátese correctamente, y cuando acuda al WC adopte una postura que facilite la evacuación, siempre respirando (no contenga el aire cuando vaya al baño, es decir, ¡no haga pujos en apnea!). De nuevo le animo a acudir a su médico/enfermera, para solucionar ese estreñimiento y molestias. Un fuerte abrazo!
Hola, soy Maria. A los 41 años decidí hacerme una histerectomía por mis fibromas. Ahora tengo 44, crecían un poco grandes y estaba atemorizada de que siguieran saliendo. En mi segunda cirugía decidí hacerme una histerectomía. Hacer esto y tomar decisiones es difícil y sabía que no podría ser madre, no tengo hijos y esa es una de mis mayores tristezas porque ahora que hay alguien en mi vida quiere tener hijos y yo no puedo. Imaginarse es triste pero no solo del vientre se es madre, pues de una manera biológica, pero sé que allá fuera hay muchos niños que necesitan el amor de una mamá y pienso que el hombre que este al lado de uno te quiera como es pues así es, no somos perfectos, y así pues nos querrá y podemos ser mamás y papás dándole amor a aquel bebe o nño que no tiene familia.
Hola, soy Paqui de Sevilla. Hace dos años me detectaron cáncer de útero y me sometieron a una histeretomía completa. Tengo 59 años y les digo a todas las mujeres que tienen dudas sobre su vida sexual. Yo pensaba que mis relaciones no serían igual que antes pero creo que incluso son mejores. Tengo orgasmos que antes no tenía. No sé a qué será debido, la verdad, pero es así. Ánimo para todas. Todo tiene su parte positiva, sólo hay que encontrarla. Abrazos.
De todas maneras me siento bendecida por la oportunidad de estar viva en estos momentos y poder disfrutar de mi pequeño hijo y mi esposo. Animo a todas las mujeres que estamos pasando por esto, todo saldrá muy bien, lo superaremos. Estoy segura. Fuerza. Un abrazo para todas, qué bueno poder desahogarme con mujeres que estamos pasando por lo mismo. Gracias.

En 2006, la UE puso en marcha el proyecto DRUID, de cuatro años de duración, para estudiar los efectos del consumo de sustancias que alteran el estado psíquico (psicoactivas) en la conducción. El proyecto, una de las iniciativas comunitarias más ambiciosas de este tipo hasta la fecha, contó con un presupuesto de 18 millones de euros y con investigadores en más de 20 países.


El mago canadiense James Randi creó en el año 1996 la Fundación Educativa James Randi, que dedica todos sus esfuerzos a desenmascarar a los personajes mediáticos que aseguran tener poderes sobrenaturales. Pero el trabajo de este escéptico comenzó mucho antes de la existencia de su fundación, con numerosas apariciones en medios de comunicación e incluso con la publicación de varios libros.

En la superproducción cinematográfica “El Quinto Elemento”, el amor se convierte en la fuerza desencadenante de los cuatro elementos tradicionales; tierra, agua, fuego y aire, para salvar al planeta de una destrucción inminente. Pero dejando al margen los efectos especiales y el fantástico guión del film, son muchas las escuelas esotéricas que han visto en el amor un quinto elemento de las fuerzas de la naturaleza, capaz de activar los cuatro restantes. Y los místicos de todas las tradiciones han apuntado en esa dirección.


Hola a tod@s! Yo quiero comentar mi experiencia: Ovario derecho poliquístico (con estallamiento), miomatosis múltiple. Al ser biopsiada, arrojo datos de premalignidad en células escamosas. Familiarmente, con antecedentes de cáncer por ambos lados (materno y paterno), de hecho, mi papá estaba en fase terminal cuando me detectaron. Eran hemorragias de hasta siete u ocho días, “descansaba” una semana y volvía; con unos cólicos espantosos, como nunca había sentido, ni siquiera cuando parí a mis tres hijos. Ahora tengo 46 años, y cuatro de haberme operado. Me retiraron el ovario restante, trompas y útero. La primer semana fué muy difícil, por los altibajos emocionales. A los tres meses de haberme hecho la cirugía, inicié la aventura de restaurar una casa antigüa, pero en realidad lo que restauré fué mi mente y mi corazón. Subirme a los andamios, tomar fotografías del proceso, y luego irme envolviendo en la dinámica… literalmente me salvó la vida. Aprendí a usar herramientas como el marro y el cincel, mover carretillas con mezcla del material (ya en diciembre, a seis meses de la intervención), tomar decisiones en los acabados y además ir vigilando el presupuesto; mantuvo mi mente y mi cuerpo ocupados. En ésa época, rompí con mi pareja de diez años. Tomamos distancia y perspectiva. Al mudarme a la casa que intervine, mi hija de 20 años estaba embarazada y se fué a vivir con el papá de su bebé (que no era su novio siquiera). Diagnosticaron con Parkinson y Alzhaimer a mi mamá y mi hijo mayor estaba por terminar Medicina. El menor, estudiando Psicología y trabajando como maestro rural en una comunidad indígena. Todo esto, normalmente sería muy comprometedor emocionalmente, sin embargo, con el apoyo de mi psiquiatra de Seguridad Social y la vigilancia de mi ginecólogo, salí adelante. Ahora que he vuelto con mi pareja (cumplimos 14 años el 21 de junio), la cirugía llegó en el momento en que aún no corría con tanto riesgo de malignidad (seis meses después, ya no sería igual, como me dijo el patólogo), nos tomó tiempo platicar que había sido lo mejor (ya llevaba tres abortos); y comenzamos desde cero: llamadas, visitas, salidas… un cortejo como desde que nos conocimos. Llegado el momento, confieso que tuve miedo. Sin embargo, la comunicación fue el factor determinante: Ambos nos sorpendimos al descubrir que mi líbido estaba intacta, no había dolor, ni sequedad vaginal. La depresión que ha sido el flagelo familiar paterno, absolutamente bajo control. No hay rabietas, ni pleitos ni discusiones con mis hijos o con él. Llevo un régimen estricto por hipotiroidismo, y estamos planeando mi cirugía de columna. Todo está en la mente…

Son muy conocidos los experimentos soviéticos y norteamericanos consistentes en conectar a una hembra de conejo u otros animales, a unos electrodos, mientras en una habitación distante son sacrificadas algunas de sus crías. Según los investigadores la madre presentaba impulsos eléctricos en el cerebro más notables en el instante en que su cría, y no otro conejo cualquiera, era sacrificada. Lo mismo ocurría en los experimento con camarones arrojados a agua hirviendo, etc.
Hola Jay aquí todo se trata de mucho apoyo y amor , a mi realizaron una histerectomia total y tenía un embarazo gemelar de 4 meses eso fue en el año 2000 ahora ya tengo 43 años y mi consejo es que de una ves le levanten la vejiga para así evitar la incontinencia que es algo muy vergonzoso, nuestro cuerpo cambiara por completó 🙄🙄algunos kilos de más que mejor que le quiten todo exceso de piel o grasita créeme que nuestra estima termina en el suelo por todo lo que nos pasará y que haga ejercicios kegel le ayudarán mucho para que el útero sea fuerte , que consuma todo vegetal verde pero sobre todo el nopal ( no se si donde viven allá) que contienen mucha hormona , abra momentos en que sentirá que se vuelve loca pero con mucha paciencia y amor lo superará, la piel se vuelve seca pero con aceite de coco se le hidratara .
El sistema locomotor: lo examinaremos a través de pruebas que nos permita descubrir alteraciones, deformaciones, derrame articular, edema periarticular, actitudes viciosas, características de la marcha, exploración de la movilidad y de las maniobras específicas de exploración, la presencia de puntos dolorosos mediante la palpación de  zonas específicas  o por maniobras desencadenantes.
Hola amiga lo mejor que hay es la medicina preventiva si tienes duda consulta con otros ginecólogos cuando mi médico me informó de mi situación en el año 2008 me dijo que muchas veces después que abren para realizar la cirugía se encuentran conque tienen que hacer una histerectomia total porque no le es facil retitar lo planificado. Eso me pasó a mi tenia un mioma y un polipo ya me habían retirando 2 polipo y la Dra venía aguantando la cirugía porque yo ya estaba en tiempo de la menopausia cosa que nunca llegó a pesar de que no tenía sangrado, mi período era normal con mis 54 años y no sentía dolor, lo que no era bueno era la reproducción de los polipos es por eso que decidió operarme el 16 de noviembre de 2015 y desde entonces me siento más tranquila, porque quité de mi vida algo que a futuro se pudiera convertir en un cáncer. Te deseo la mejor de las suertes ten fe en que lo que va a pasar es lo mejor para ti
HOLA. A LOS 43 AÑOS ME PRACTICARON HISTERCTOMIA TOTAL A CAUSA DE LOS MIOMAS, DEJANDO SOLO MIS OVARIOS, PUES NO ESTABAN COMPROMETIDOS. EN MI CASO YA ME HABIAN PRACTICADO 2 MIOMCTOMIAS EN UN INTERVALO DE 5 AÑOS ENTRE UNA Y OTRA Y LOS MIOMAS SE REPRODUCIAN, NO PARARN. MI MALESTAR ERA MAS GRANDE QUE MIS GANAS DE MANTENER UN ORGANO ENFERMO QUE DETERIORA NO SOLO TU ESTADO FISIC SINO MENTAL. MI RECOMENDACON A LAS QUE PADECEN DE ESTE MAL, QUE ANALCN ESTA POSIBILDAD, NO SE CIERREN. LAS CONSECUENCIAS SON MINIMAS DELANTE DE LA MEJORIA QUE UNO SIENTE. BUSQUEN AYUDA ESPECIALIZADA Y SUERTE

Hola, buenas tardes, me llamo Marta y tengo 37 años en 2011 me quitaron el ovario derecho después de tener a nuestro primer hijo, después me quedé embarazada de nuestra pequeña que nació en 2015 y ahora en Enero va hacer un año que me hicieron una histerectomía casi total solo tengo el ovario izquierdo, me lo hicieron con cirugía abdominal y he de decir que me ha ido genial, yo tenía un mioma gigante que me provocaba mucho dolor, asi que mi calidad de vida ha mejorado, el único inconveniente es que sufro de un poco de sequedad vaginal que se soluciona con los geniales productos farmaceuticos para poder paliar esa sequedad y soy más propensa a coger algún kilo de más, pero la verdad es que me siento bien, nuestra vida sexual no se ha resentido, ni tengo incontinencia tan solo la hemos adaptado a nuestras nuevas circunstancias hemos sacado lo positivo de esto, mi marido y yo teníamos claro que con nuestros dos hijos tenemos suficiente disfrutamos del sexo con mayor tranquilidad y placer, asi que os animo a que subáis la moral y os apoyeis en vuestras parejas porque aunque las operadas somos nosotras esto también es un poco cosa de dos, porque chicas seguimos siendo igual de mujeres que antes, un abrazo fuerte y mucho ánimo
La locura ha sido y sigue siendo, no sólo un amplio campo de acción de la medicina, sino una fuente inspiradora para la literatura mundial. Sus múltiples caras casi convierten a la normalidad, si es que existe un patrón aceptado para ella, en una rareza. “Todos nacemos locos; algunos se quedan así”, escribió Samuel Beckett. Y el psiquiatra Carl Jung fue más allá en su diagnóstico de la locura humana: “Muéstrame un hombre cuerdo y te lo curaré”.
×